Encuentra un collar de oro junto al diente de un tiburón prehistórico megalodón entre los restos del Titanic

Encuentra un collar de oro junto al diente de un tiburón prehistórico megalodón entre los restos del Titanic

Un collar con el diente de un tiburón prehistórico conocido como megalodón ha sido descubierto entre los restos del Titanic durante un escaneo digital del barco hundido. El escaneo fue realizado por Magellan, una empresa de investigación en aguas profundas. El collar, que ha permanecido en el fondo del océano durante más de 100 años desde el hundimiento del Titanic en 1912, es de oro y contiene un diente de megalodón, un tiburón prehistórico que vivió hace más de 23 millones de años.

El descubrimiento se produjo durante un proyecto de escaneo digital completo del Titanic, considerado el mayor proyecto submarino de este tipo en la historia. Según Richard Parkinson, CEO de Magellan, el hallazgo fue «asombroso, hermoso e impresionante». Parkinson también reveló que el Titanic está dividido en dos partes y que hay un campo de escombros de tres millas cuadradas entre la proa y la popa, que pudo ser mapeado con gran detalle.

Magellan y Atlantic Productions revelaron detalles del proyecto a principios de este mes. Utilizando el mapeo de las profundidades marinas, un equipo de científicos pudo crear una réplica digital exacta de los restos del Titanic por primera vez. Esta réplica digital permitió revelar detalles de la tragedia y descubrir información fascinante sobre lo que ocurrió realmente aquella fatídica noche del 14 de abril de 1912, cuando el Titanic chocó contra un iceberg en el Atlántico y más de 1.500 personas perdieron la vida.


El escaneo de los restos del naufragio se realizó en el verano de 2022 por un barco especializado estacionado a 700 kilómetros de la costa canadiense. Se siguieron estrictos protocolos para asegurar que los restos del naufragio fueran tratados con el mayor respeto y no se perturbaran. La réplica digital final logró capturar la totalidad del barco hundido, incluyendo las secciones de la proa y popa que se habían separado al hundirse.

El descubrimiento del collar con el diente de megalodón entre los restos del Titanic proporciona una visión fascinante de la historia y destaca la importancia de los avances tecnológicos en la exploración de los fondos marinos. Este hallazgo se suma a la creciente comprensión de la vida marina prehistórica y ofrece una conexión única entre el pasado remoto y uno de los naufragios más famosos de todos los tiempos.

Más para ti